Actualidad

¿Ya conoces la Política Regional de Reconocimiento, Validación y Acreditación de resultados de aprendizaje/ competencias de los países de la región SICA y México ?

En el marco de las acciones prioritarias que por mandato promueve la Coordinación Educativa y Cultural Centroamericana del Sistema de Integración Centroamericana (CECC/SICA) con el apoyo del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), se ha puesto en marcha un proceso de articulación con los Ministerios y Secretarías de Educación de Belize, Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, México, Nicaragua, Panamá y República Dominicana, con la finalidad de formular políticas conjuntas que garanticen el derecho humano a la educación de miles de niñas, niños, adolescentes y jóvenes que en la actualidad se encuentran en situación de movilidad humana.

En este sentido, el proceso para formular una primera fase de políticas de primera generación para que la población migrante pueda tener acceso a los sistemas educativos incluyó dos fases claramente establecidas. La primera fase se llevó a cabo a partir de agosto a diciembre del año 2021, teniendo como finalidad la preparación de un documento preliminar que incluyera la propuesta de la política regional con la participación del personal técnico y de asesoría jurídica de los Ministerios y Secretarías de Educación de la región SICA y los Estados Unidos Mexicanos. La segunda fase se llevó a cabo durante los primeros meses de año 2022 para discutir y aprobar la versión final de la política.

El derecho humano a la educación de los migrantes y de las personas en situación de movilidad es garantizado por las leyes de los diferentes países, otorgando la posibilidad de una educación obligatoria y gratuita, así como el aseguramiento de la permanencia de las niñas, niños, adolescentes y jóvenes en los sistemas educativos hasta alcanzar el ideal de una educación de calidad para ellas y ellos.

El resultado de este esfuerzo en la región liderado por la CECC/SICA con el apoyo de la UNICEF representa el alcence de la integración regional y el compromiso de los Ministerios y Secretarías de Educación para sus niños, niñas y adolecentes para la mejora de la calidad educativa sin importar la condición en la que se encuntren, sin dejar a nadie atrás.